Uno de los metales más abundantes de la corteza terrestre es el hierro, en realidad esta contiene cerca de un 5% en su composición. Dadas estas circunstancias, el hierro también es uno de los materiales fundamentales para el desarrollo de la humanidad, debido a las diversas aplicaciones que ha tenido a lo largo de la historia, y a la facilidad para extraerlo. La herrería, en realidad es uno de los primeros oficios del hombre sedentario, y fundamentalmente se dedica a trabajar el material de hierro para fabricar objetos o para restaurar elementos que lo contienen.

Si bien, la herrería es el oficio de labrar el hierro, este pasa por una serie de procesos para ser forjado en los diversos objetos. El metal debe ser calentado hasta el rojo vivo, y posteriormente se forja en barras, rejas, herramientas, utensilios, armas, artículos religiosos, herraduras, etc. La herrería es una disciplina que combina la experiencia, el talento y la originalidad para crear productos confeccionados con las propias herramientas del trabajador.