Una de las fuentes de energía más utilizadas en nuestros días es la electricidad. Si bien, puede ser una de las más peligrosas si no se tiene las precauciones adecuadas, antes de realizar cualquier maniobra con la electricidad, es necesario conocer su comportamiento en cualquier circunstancia, los riesgos que contiene, las medidas de seguridad para trabajarla, etc. Por otro lado, algunas de estas precauciones son más de sentido común, lo cual a veces puede llevarnos a cometer errores garrafales que ponen nuestra integridad en peligro.  

Lo más recomendable es revisar la instalación eléctrica de nuestro hogar o negocio, de manera periódica. Esto aumenta la seguridad eléctrica de manera importante y además, permite conocer los cableados e infraestructura en general de la instalación, para hacer el mantenimiento o cambios necesarios cuando los inmuebles son viejos. Lo primordial es mantener las instalaciones eléctricas en excelentes condiciones y conectadas a tierra.

A continuación, enlistamos algunos tips de seguridad para trabajos de electricidad.

  • Desconecta la instalación eléctrica, antes de manipular cables, conectores y apagadores
  • Mantén el piso del espacio donde vas a trabajar seco y lejos de líquidos inflamables
  • Utiliza herramientas adecuadas y con aislantes
  • Protege lo mejor posible el cableado que va en el exterior
  • Utiliza guantes aislantes
  • No utilices accesorios metálicos cuando realices trabajos de electricidad (anillos, cadenas, relojes, etc.)
  • Usa ropa cómoda y de ser posible, botas con suelas aislantes